Top 3 Recursos Psicodélicos

Tres profesionales de la psicodelia se unen a nosotros para compartir sus recursos psicodélicos y plantas medicinales favoritas.

18 diciembre 2023
Editado por Mihan B.


Sarah Russo

Ecritora y Herbóloga para ICEERS, así como creadora y autora de la novela gráfica Herbs for the Apocalypse.

El top 3 de Sarah

  • Project CBD: Un recurso educativo bien referenciado iniciado por periodistas con información citada sobre psicodélicos y cannabis.

  • Herb Rally: Herb Rally tiene gran información sobre la medicina herbal en general con un enfoque multimedia para la educación.

  • Darkside en directo en Boiler Room: Uno de los mejores sets de tripping de la historia, ¡recomendadísimo para el come-up!

Antón Gómez Escolar

Psicofarmacólogo, investigador y autor especializado en psicodélicos, drogas y salud.

El top 3 de Antón

  • Psychonaut wiki para información sobre sustancias. Creada para hablar únicamente de sustancias psicodélicas con formato de la Wikpedia.

  • Erowid para información sobre experiencias de viajes psicodélicos.

  • How to Change Your Mind, de Michael Pollan: una buena mezcla entre la experiencia científica y los relatos personales, escrito de una forma muy amena. Como material audiovisual, el mismo título, en 4 capítulos en Netflix.

Sansón Berriedale Johnson

Activista en el mundo de los psicodélicos, y guía psicodélico a la Mezquita Life Retreat Centre.

El top 3 de Sansón

Continuaremos esta serie con más recomendaciones de personas que desempeñan diversas funciones en el ecosistema psicodélico español.

¡Comparte las tuyas en los comentarios!

Integración Psicodélica: Desfrizando el Poder de la Meditación

14 noviembre, 2023
Escrito por Sansón Berriedale Johnson y Mihan B.

Al igual que el propio viaje psicodélico, la meditación nos ofrece la oportunidad de alejarnos de las distracciones del día a día y mirar hacia nuestro interior.

Una práctica constante de la meditación fomentará un estado de atención plena, ayudando a calmarla mente y a anclarse en el momento presente. De este modo, la meditación puede crear el espacio para la introspección, la conciencia emocional y la conexión con uno mismo: todos ellos ingredientes fundamentales para explorar tus viajes de expansión mental y trasladar sus percepciones a tu vida cotidiana. 

La práctica de la meditación también puede fomentar la capacidad de distanciarse de los pensamientos, de observarlos sin juzgarlos ni reaccionar ante ellos. Esta distancia puede ser una poderosa herramienta para el cambio de comportamiento: al comprender que tus pensamientos y compulsiones no son tú, adquieres el poder de elegir un camino alternativo. Es decir, el poder de decir que mis pensamientos no dictan mi forma de actuar.

A continuación, echaremos un vistazo a tres poderosas técnicas de meditación que puedes utilizar en cualquier momento. No te preocupes por hacerlas todas, simplemente elige una que se adapte a tus necesidades, deja de lado cualquier juicio o expectativa y ¡ponte a ello!

Algunas meditaciones útiles 

1. Meditación de exploración corporal

El escaneo corporal es una meditación accesible para principiantes que consiste en escanear mentalmente el cuerpo, de la cabeza a los pies, observando las diferentes sensaciones somáticas a medida que se avanza.

A través de esta técnica, puedes ser consciente de cada parte de tu cuerpo, notando las sensaciones (cualquier dolor, tensión o punto de incomodidad) que puedan surgir tras una experiencia psicodélica, y respirando dentro de estas sensaciones para provocar una sensación de alivio y relajación tanto en el cuerpo como en la mente.

Cómo practicar la meditación de exploración corporal:

  1. Ponte cómodo: busca un lugar tranquilo y túmbate o siéntate en una posición relajada.
  2. Cierra los ojos, relaja el cuerpo y respira con naturalidad.
  3. Centra tu atención en la parte superior de la cabeza y empieza a respirar, lenta y constantemente. Desplaza gradualmente tu atención hacia abajo por el cuerpo, centrándote en una parte cada vez.
  4. Presta atención a las sensaciones que surgen en cada parte de tu cuerpo a medida que escaneas hacia abajo. ¿Hay algún punto de tensión? ¿Algún dolor? ¿Hay algo diferente de lo habitual?
  5. Reconoce las sensaciones que surgen, así como las emociones que te provocan. Por ejemplo, si te sientes frustrado o enfadado, simplemente toma nota de las emociones y déjalas pasar.
  6. Respira en los puntos de dolor o malestar, imaginando que las sensaciones disminuyen con cada respiración.
  7. Fíjate en los pensamientos que se desvían. Tus pensamientos se desviarán de vez en cuando. Cuando lo hagas, vuelve a centrarte suavemente en el punto donde lo dejaste y continúa escaneando. 
  8. Termina en los dedos de los pies y vuelve a prestar atención lentamente a tu entorno.

Si eres principiante, empieza con una meditación breve, de un minuto, y sigue practicando a partir de ahí.

2. Meditación de la bondad amorosa (metta bhavana)

Muchos psiconautas informan de profundos sentimientos de amor, compasión y conexión en sus exploraciones psicodélicas, pero es fácil perder el contacto con esos sentimientos cuando volvemos a nuestra rutina diaria.

La meditación de la bondad amorosa- una de nuestras favoritas- es una forma de permanecer conectados con esos sentimientos cálidos y de afirmación de la vida, incluso en el ajetreo de nuestro día a día. 

Esta hermosa meditación consiste en extender pensamientos de amor, paz y bondad a nosotros mismos, a nuestros seres queridos e incluso a las personas que nos desafían, ampliando nuestro círculo de compasión a todos los seres sensibles.

Para practicar metta bhavana:

  1. Busca una postura cómoda y relájate. Puedes estar sentado o tumbado.
  2. Respira profundamente, inhala contando hasta tres y exhala contando hasta tres.
  3. Recibir amor: recuerda a alguien que creas que quiere lo mejor para ti. Puede ser cualquier persona que haya sido amable y generosa contigo en el presente o en el pasado: un familiar, un amigo, un colega o incluso un desconocido.
  4. Ahora imagina que esa persona está sentada frente a ti, sonriéndote. Imagínatela deseándote plenitud y felicidad y, con tus siguientes respiraciones, atrae sus deseos positivos hacia ti.
  5. Haz una pausa de unos 15 segundos y siéntate con los sentimientos que te ha provocado esta visualización.
  6. Extender el amor a los demás: ahora trae a tu mente a alguien de tu vida que pueda estar pasando por un momento difícil. Llévala a tu mente lo más vívidamente posible, como si la tuvieras delante de ti, y mientras inhala, desea que esa persona sea realmente feliz, se sienta realizada y en paz. Repite esto varias veces, con tus siguientes respiraciones. Puedes hacerlo con las palabras que se te ocurran y, si quieres, puedes utilizar el mantra «que estés bien, que estés a gusto, que seas amable contigo mismo y con los demás».
  7. Vuelve a hacer una pausa y conecta con los sentimientos asociados a desearle lo mejor a otra persona.
  8. Expandir el amor: visualiza a alguien con quien hayas tenido una relación difícil y, mientras inspiras, deséale felicidad, plenitud y florecimiento. Repite esto varias veces, mientras inspiras, utilizando de nuevo tus propias palabras o el sencillo mantra «que estés bien, que estés a gusto, que seas amable contigo mismo y con los demás».
  9. Haz una última pausa y reflexiona: ¿qué sientes, en tu mente y en tu cuerpo, al haber extendido tu amor a alguien con quien has tenido dificultades?
  10. Termina el ejercicio con tres inhalaciones y tres exhalaciones largas.


3. Meditación de raíces profundas

Muchas personas pueden tener una sensación de falta de conexión a tierra después de una experiencia psicodélica importante. La falta de conexión con la tierra puede significar una pérdida de conexión con el ser físico y el entorno, y para algunos, puede resultar en una sensación de miedo y ansiedad. La meditación «raíces profundas» o «enraizamiento» puede ayudarte a conectar con tu yo físico y con la tierra, para que te sientas más centrado, apoyado y tranquilo.

Para practicar la meditación de raíces profundas:

  1. Busca una postura cómoda en la que estés en contacto con el suelo. Puedes estar sentado o tumbado. Cierra suavemente los ojos.
  2. Inhala y exhala profundamente, contando hasta 3 al inspirar y contando hasta 3 al exhalar. Repítelo varias veces para empezar a relajarte.
  3. Fíjate en lo que te rodea para entrar en tu espacio físico. ¿Hay olores o sonidos perceptibles a tu alrededor? 
  4. Toma conciencia de tu cuerpo: fíjate dónde te toca la ropa y qué sientes. Observa qué partes de tu cuerpo están en contacto con el suelo y cómo te sostiene la tierra. Empezarás a sentirte más presente en tu espacio físico.
  5. Respira profunda y constantemente y empieza a imaginar hermosas raíces enraizadas que crecen en la tierra desde todas las partes del cuerpo que están en contacto con el suelo.
  6. Sigue respirando profundamente e imagina que te enraizas,  creciendo más y más profundamente, a través de la tierra, del agua, de las rocas. 
  7. Sigue imaginando que tus raíces se extienden hacia abajo hasta llegar al centro de la tierra. Visualiza, en el centro de la tierra, un cristal gigante, del color que elijas, brillando y emanando una energía cálida.
  8. Extiende tus raíces alrededor del cristal y, al hacerlo, siente cómo la energía se eleva a través de tus raíces hasta abarcarte. 
  9. Visualiza la energía de la tierra, el agua y el cristal llenando cada parte de ti, suavizando y relajando cada parte de tu cuerpo a medida que fluye. Siente cómo la energía entra por los dedos de los pies y sube por las piernas, la espalda, el cuello y la cara, y baja por los brazos hasta los dedos, hasta que rebosas de la energía cálida y resplandeciente de la tierra.
  10. Inhala profundamente y, con una exhalación lenta y constante, suelta las cosas que te gustaría dejar ir, dejando que fluyan desde tus pies hasta lo más profundo de la tierra para que se transformen en algo hermoso. Repítelo varias veces, a tu ritmo.
  11. Vuelve lentamente al aquí y ahora. Empieza moviendo suavemente los dedos de las manos y de los pies y abre los ojos cuando estés preparado.
  12. Observa cómo te sientes: ¿puedes percibir algún cambio o diferencia después de hacer esta meditación?

Al integrar una experiencia psicodélica, es importante elegir una técnica de meditación que resuene contigo y se alinee con lo que necesitas en ese momento. Utiliza cualquiera de estas tres meditaciones para poner los pies en la tierra, sentir compasión y procesar, y explora otras a medida que te sientas más cómodo y seguro con tu práctica de meditación. Como siempre, la clave es ser paciente y amable contigo mismo y evitar que el autojuicio se interponga en tu progreso. Empezar poco a poco, ir despacio: la constancia es la clave para establecer una práctica significativa y eficaz.

Que estés bien, que estés a gusto, que seas amable contigo mismo y con los demás.